Los 3 peores errores que puedes cometer en tu Página Personal

Presta atención y no cometas ninguno de estos 3 errores que puedes cometer en tu Página sobre mí.

La página ‘Sobre mí’ es siempre un problema a la hora de elaborar un sitio web. Muchas de estas secciones son impersonales, aburridas y demasiado largas.

Otras ni siquiera incluyen una foto, o escogen una de un banco de imágenes que se ve claramente que no pertenece a la empresa real. Algunas utilizan un video y descuidan por completo el texto.

1. Hablar de ti en lugar de hablar al cliente

Es posible que esto te parezca confuso. ¿No habíamos quedado en que la página ‘Sobre mí’ es para hablar de uno mismo?

Sí, esta sección se destina a presentarte a ti, a tu equipo o tu empresa. Pero debes hacerlo siempre con la óptica de servicio al cliente. Es decir, el visitante (tu posible comprador) debe percibir a la primera de qué forma puedes ayudarle y por qué debería contar contigo.

La sección ‘Sobre mí’ debe transmitir a la primera que tú puedes resolver un problema determinado. No te alargues por tanto explicando detalles que no son relevantes, o contando tu vida entera.

2. Utilizar un lenguaje complicado

Otro de los errores que puedes cometer en tu página sobre mí es utilizar un lenguaje complicado. No importa si manejas la última tecnología, si tu empresa es puntera en tu sector o si te distingues por un complejo proceso productivo. Cuando redactes tu página ‘Sobre mí’ el lenguaje debe ser cercano, sencillo y sobre todo adaptado a tu público objetivo.

No recurras a términos técnicos o profesionales si no son imprescindibles. Evita la tercera persona para no dar una sensación fría e impersonal. Por último, pide a personas de tu entorno que lean el texto antes de publicarlo y pregúntales si lo han entendido.

Tu sección ‘Sobre mí’ debe mostrarte como una marca accesible.

3. Utilizar expresiones gastadas

  • “Te ofrecemos los mejores servicios…”
  • “Disponemos de un equipo de profesionales con amplia experiencia…”
  • “Te damos soluciones integrales…”

¿Cuántas veces has leído algo similar en una página web, un folleto o un anuncio?

¿Te imaginas una empresa que no seleccione a los mejores o que te deje tirado a mitad del trabajo? En la práctica, decir que tu equipo está formado por personas con experiencia o que das soluciones integrales es como no decir nada.

Tu empresa puede ser muy buena en tu sector, pero si lo dices de la misma forma que los demás no va a tener ningún efecto. No debes utilizar expresiones pomposas o rimbobantes.

En su lugar, puedes recurrir a hechos que prueben tu valía. Esto puede ser tu lista de clientes, proyectos con los que has trabajado, cifras de caso de éxito, medios de comunicación en los que ha aparecido…

Fuente: adveischool.com

Deja un comentario

Translate »