¿Qué es la Conversión en el Marketing Digital, en qué consiste y por qué es importante comprender bien el concepto?

Qué es la Conversión en el Marketing Digital

Conversión: un término muy relevante cuando se habla de producir contenidos de calidad para tu público y conducirle a hacer una acción propuesta en tu estrategia de marketing.

Para que eso ocurra, el contenido necesita llamar la atención, es decir, piensa tú mismo si agrega valor, trae una solución a un problema, satisface un deseo de tu público y si están acordes a los objetivos. Esas son preguntas que debes hacer cuándo piensas en  qué es conversión en el Marketing Digital.

¿Qué es la conversión en el Marketing Digital realmente y por qué usarla de acuerdo con los objetivos de tu negocio es tan importante?

Veamos lo siguiente: si buscamos la palabra “conversión” en el diccionario, encontraremos que significa, en su primera acepción:

conversión: f. cambio de una cosa en otra y cambio de ideas, opiniones y creencias. 

No es tan diferente en la mercadotecnia cuándo pensamos en una estrategia de negocio en las redes sociales o en una campaña en un sitio. En ese punto, queremos que nuestro público haga una acción, sea esta un “Me gusta” en Facebook, hacer una subscripción en el blog o que rellene a un formulario con sus datos personales.

En todas esas situaciones estamos deseando que el público, además de conocer el contenido y tener sus problemas solucionados, permanezca por más tiempo en nuestro sitio haciendo acciones positivas que le encaminen a las próximas fases del embudo o funnel de vientas y nos permita establecer una tasa de conversión que seguramente va ayudar a entender los logros y fallas.

El proceso de conversión ocurre justamente cuándo una acción clave dentro de tu estrategia es ejecutada por el usuario de acuerdo a los objetivos. El usuario deja de ser apenas una persona online que estaba buscando algo y que ha encontrado, para transformarse en un lead, un fan, un cliente, entre otros.

No olvides que es importante que tengas muy claro cuáles son tus objetivos de negocio, con eso es más fácil lograr el éxito, tomar las mejores decisiones en cada etapa de la estrategia y mejorar los errores cometidos. Permitiéndote hacer análisis, optimizar y cambiar, en caso algo no corresponda a lo esperado.

¿Qué acción esperas que tu audiencia ejecute y cómo calificar eso?

En primer lugar, establece una comunicación natural, con lenguaje accesible y coherente con tu audiencia, demuestra autoridad en el asunto, pues, eso hará que confíen en ti y quieran tener un dialogo o relación contigo y con el negocio que propones. Entregarle información relevante, contenido de calidad que le permita solucionar un problema o deseo es resultado de una buena estrategia de marketing que obviamente logrará en muchas conversiones.

Por lo tanto, presta atención a 4 cosas esenciales para que tu público se encamine hacia la conversión:

1. Establece objetivos claros

En este momento se debe determinar y analizar cuáles son tus objetivos o los de tu empresa para elegir la acción. ¿Que desean lograr con eso? Recuerda que no es solamente la conversión final que cuenta, sino, que hayas prestado atención a todo el proceso desde el punto de partida hasta al final de la jornada del usuario hacia la conversión.

 2. Define los indicadores

Aquí, tú o tu equipo de marketing determina cuáles son las acciones que serán importantes para que el público haga y definir la conversión que interesa al objetivo. Esta parte es muy importante, pues, dentro del marketing digital, la interacción conlleva a una acción y es en esto momento en el que pueden convertirse: sea para realizar una venta, compartir el contenido, suscribirse a la newsletter o dejar datos personales para descargar un ebook en el sitio.

 

3. Mide las tasas de conversiones

Esta etapa es muy importante y se trata de lo más básico cuando hablamos de marketing digital. Hablo de la métrica que considera el número real de conversiones dentro del sitio, por ejemplo. Medir, analizar y optimizar los datos es una tarea que debe ser considerada en serio.

Pues, con esas informaciones, es posible evaluar la actuación de la estrategia, ver lo que no fue bueno, mejorar campañas próximas, valorar éxitos, minimizar los errores cometidos y discutir con el equipo de marketing las conclusiones obtenidas.

4. Optimiza los resultados

Dentro del ambiente digital no se puede dejar de actualizar y mejorar siempre tu actuación en la red. Es necesario hacer mudanzas permanentemente, para estar de acuerdo con el mercado digital y con las tendencias del marketing digital.

Pensando en eso, es importante que realmente tus estrategias estén enfocadas a la conversión. Mira bien se estás seguro sobre eso. Si tu respuesta es sí, entonces podemos reconocer que estos cuatro pilares citados arriba están correctos para un buen desarrollo en el ambiente digital y obviamente, generarán acciones positivas orientando el marketing digital a la conversión.

Pero si tu respuesta fue no y los esfuerzos se perdieron, hay algunas actitudes que el departamento de marketing necesita hacer rápidamente que son proponer estas opciones de optimización:

  • Hacer un test A/B – ¿Qué significa? No es más que hacer dos versiones diferentes de algunos elementos del sitio, por ejemplo. Para que se pueda probar sus desempeños, es importante analizar los resultados que cada uno obtiene para finalmente definir cuáles son las mejorías que realmente afectan la tasa de conversión.
  • Repensar la estructura del sitio web – Eso es decir que, de acuerdo con los resultados que fueron obtenidos por los análisis, es posible mejorar la experiencia en la navegación y para el usuario, para tornar la conversión más simple y efectiva.

Existen algunas herramientas que facilitarán la conversión

Existen muchas herramientas para que tu público realice una acción durante el camino dentro de tu sitio web hacia la conversión. Mientras él navega buscando informaciones, servicios o productos, existen acciones direccionadas a ellos.

Consejo: para que la estrategia de conversión tenga éxito y camine hacia el triunfo, es fundamental que el sitio web genere tráfico. Porque si no existe tráfico, tus niveles de conversión serán muy bajos. ¿Verdad?

  • Descargar contenidos: Ebooks y guías completos son buenos ejemplos de información relevante y de interés del usuario;
  • Hacer suscripciones: Para recibir tus newsletter, informes de productos y propuestas;
  • Responder formularios: Es bueno para segmentar el público e incorporarlo a la base de datos;
  • Generar un número de seguidores: A través de acciones promovidas en Facebooks Ads para generar nuevos fans o seguidores a tu página, por ejemplo;
  • Inscripción en actividades:  para promover o invitarle a participar de webinars, cursos gratuitos y miembro de comunidades de interés;
  • Darles un cupón o váucher: es una alternativa para hacer una compra directa, es decir, a partir de los datos obtenidos del usuario, puede dársele un cupón con beneficios;
  • Ventas: Esta es hecha al final del proceso de su público a conversión de adquirir servicios o productos que tu empresa ofrece.

Parte del marketing digital es hacer interacciones con su público y consecuentemente apuntar sus esfuerzos para obtener conversiones. Sea para atraer nuevos clientes, hacer negocios o mantener su red de contactos activa y cada vez más calificada.

Fuente: marketingdecontenidos.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *